Go to Top

Internet, una bestia inusual de carácter internacional. “Vint Cerf”

Por: Jorge Molet

Hoy en México se está buscando de varias maneras controlar el Internet y el gobierno ha hecho uso de diversos frentes para lograrlo, sin embargo, ha dejado mucho que desear su ausencia en la pasada cumbre mundial para discutir la gobernanza en Internet llevada a cabo el 23 y 24 de abril de 2014 en Sao Paulo, Brasil, el primero en su tipo desde los escándalos de espionaje revelados por Edward Snowden.

Brasil, liderado por  Dilma Rousseff, se pone a la vanguardia al promulgar su Marco Civil de Internet, tal y como fuera una especie de Constitución en Internet, bajo el marco del evento internacional de gobernanza a nivel internacional, al cual asistieron 1,870 participantes de 90 países.

Otros si ponen interés en éste tipo de eventos, tal es el caso de Google, que envió nada más y nada menos que a Vint Cerf, considerado uno de los padres de Internet y hoy vicepresidente de ésta empresa. Por su parte, Estados Unidos fue representado por Michael Daniel, coordinador de Ciberseguridad de la Casa Blanca.

Y no es para menos, los acuerdos a los que se llegaron en Sao Paulo establece temas de sumo interés para todos los países usuarios de la red de redes. Si bien el tema más importante fue anunciado semanas antes del evento, consistente en la transferencia del control de ICANN (La Corporación de Internet para la Asignación de Nombres y Números), la cual a partir del 2015, dejará de depender de del Departamento de Comercio de Estados Unidos, para ser controlado por un ente multinacional, ya sea integrado principalmente por gobiernos (Como China propone); atraído por la ONU o hacerlo más institucional a través de un “consejo de notables”.

Otros temas importantes fueron:

–          Se pronuncia a favor de la neutralidad en la red, término que no se le dio el peso específico, principalmente por las empresas interesadas en defender el derecho de discriminar a través del precio el tipo de calidad y contenidos que se ofrecen a los diferentes mercados en Internet.

–          La condena a formas abusivas de recolección de datos, ya sea por gobiernos o empresas privadas.

–          Los derechos online, como una prolongación de los derechos offline.

–          El derecho a la privacidad en Internet.

En México el intento más claro se acaba de dar mediante los dictámenes a leyes secundarias en materia de telecomunicaciones. La discusión está en el aire, sin embargo, es claro que nuestros legisladores no están siendo coherentes con el marco internacional que hoy nos rige y que especialmente en Internet, México no es para nada ajeno. Como lo dijo Rousseff: “sin un consenso global, las regulaciones nacionales serán ineficaces”.

Deja un comentario